jueves, 13 de octubre de 2011

PANECILLOS DE LECHE Y DOOWAPS

Estos panecillos de leche son súper nutritivos, se pueden comer solos, o con mantequilla y mermelada, o con crema de cacao, o con lo que más os guste... y si a la masa le añadís pepitas de chocolate tendréis los famosos DooWaps.



Ingredientes

250 g de leche
50 g de mantequilla
50 g de azúcar
1 cucharadita de sal
30 g de levadura prensada
450 o 500 g de harina
Si queréis hacer DooWaps añadís pepitas de chocolate al gusto


Preparación sin Thermomix

Primero disolvemos la levadura prensada con la mitad de la leche, lo pasamos a un bol, añadimos todos los ingredientes, excepto las pepitas de chocolate en el caso de que hagamos DooWaps, y amasamos hasta obtener una masa suave y homogénea.

Cuando esté bien amasada, se añaden mezclando suavemente las pepitas de chocolate.

Formamos los panecillos. Si hemos hecho panecillos de leche les hacemos unos pequeños cortes, a los DooWaps no hace falta, y los dejamos reposar hasta que doblen su volumen.

Los pintamos con leche y los horneamos a 200º hasta que se doren.

Si os han salido muchos y los queréis congelar, el día que los necesitéis, los sacáis del congelador, los envolvéis en una servilleta de papel y los metéis en el microondas unos segundos... quedarán como recién salidos del horno.



Preparación con Thermomix

Vertemos en el vaso la leche, la mantequilla, el azúcar y la sal. Programamos 2 minutos, 37º, velocidad 2.

Añadimos la levadura y mezclamos unos segundos en velocidad 4. Incorporamos la harina, mezclamos 15 seg en velocidad 6 y, a continuación, programamos 3 min en velocidad espiga.

Sacamos de la thermomix, añadimos las pepitas de chocolate y amasamos a mano un poquito para que se mezclen.

Le damos a la masa la forma deseada, hacemos pequeños cortes y pintamos la superficie con leche. Dejamos que doble su volumen.

Pracalentamos el horno a 200º, y horneamos los panes. El tiempo de cocción depende de su tamaño, pero aproximadamente está entre 15 y 30 min. Vigilamos hasta que se doren.

Antes de retirarlos del horno se pueden volver a pintar de leche.

Si os han salido muchos y los queréis congelar, el día que los necesitéis, los sacáis del congelador, los envolvéis en una servilleta de papel y los metéis en el microondas unos segundos... quedarán como recién salidos del horno.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada